domingo, 26 de julio de 2009

haciendo palabras sobre el eco

Este silencio general y repentino le hace pensar que nada está pasando, cuando definitivamente no es cierto. La misma situación se presenta una y otra vez con distinta cara. Un poco la confunde, pero es parte de la diversión. Aunque le es bastante tedioso luchar siempre contra el mismo mensaje, contra la verdad. En realidad, no se trata de una lucha, es más una búsqueda. ¿El objetivo? encontrar la respuesta a esto que le pasa y se repite y vuelve. Se le ve el cansancio al dar vuelta la cara, al esconderse. Si, siempre tuvo miedo (es por eso el No automático a lo que tiene que hacer). Pero esta vez el hartazgo de hundirse en las consecuencias de su eterno silencio y la no acción son mayores, y no la paralizan. Aunque siga sin saber como seguir, se mueve y hace el intento de dibujar líneas en el espacio hasta que ellas le avisen hasta donde. Los ojos cerrados saben más, y los párpados, esta vez, están dispuestos a rendirse para ver la luz.





Nota al margen

Un escalofrió la recorre al releer el texto. Retomar lo que un día quiso empezar, apagar las pupilas para sentir la esencia invisible. La pregunta es, si es este el momento, si puede sola, si no es suicidio.





clara

jueves, 23 de julio de 2009

otra vez.


era irritador tanto como curioso, bajas frecuencias que insistian en llegar totalmente desafinadas hasta mis oidos atentos. con miedo y un tanto atrevido no pude detener el impulso de las piernas que como si tuvieran pensamiento individual tomaron la decision de caminar y caminar otra vez. pasaron los dias pero no habia ruta, los circulos eran más que obvios pero no hubo mareos. su sonido, consistente y único (pero no el mejor) siempre tenia la razón al hablar, pero sin dudarlo iba a resolver cualquier cosa que se propusiera para conmigo, obvio que iba a ser asi. admití pense y volvi otra vez, otra vez. su voz, rasposa gracias al teléfono que no la podía apreciar como yo lo hacía, colgaba del perchero todos los sacos viejos que no queria que vuelva a usar. Empeño mi saxo, mis libros, mi vida. Admitio saber lo mejor para mí; mintió; lloró. Se destacó por su calor y un dia se fue. desaparecio, se borro, se asusto. Otra vez, otra maldita vez. Otra vez que podria haber evitado, otra vez que podria haber aprovechado.
Otra vez.


x: willy

Van Gogh por A. Artaud:




Post scriptum.


Van Gogh no murió a causa de una definida
condición delirante,
sino por haber llegado a ser corporalmente
el campo de acción de un problema a cuyo alrededor
se debate, desde los origenes, el espiritu inicuo
de esta humanidad,
el del predominio de la carne sobre el espiritu,
o del cuerpo sobre la carne, o del espiritu
sobre uno y otra.
¿Y donde está, en ese delirio, el lugar del yo
humano?
Van gogh buscó el suyo durante toda su vida,
con energia y determinación excepcionales.
Y no se suicidó en un ataque de insanía, por
la angustia de no llegar a encontrarlo,
por el contrario, acababa de encontrarlo, y
de descubrir qué era y quien era él mismo, cuando
la conciencia general de la sociedad, para castigarlo
por haberse apartado de ella,
lo suicidó.
Y esto le aconteció a Van gogh como acontece
habiatualmente con motivo de una bacanal, de
una misa, de una absolución, de posesión, de sucubación o de
incubación.
Así se introdujo en su cuerpo

esta sociedad
absuelta
consagrada
santificada
y poseída

borró en él la conciencia sobrenatural que
acababa de adquirir, y como una inundación de cuervos
negros en las fibras de su aárbol interno,
lo sumergio en una última oleada,
y tomando su lugar,
lo mató.
Pues esta en la lógica anatómica de hombre
moderno, no haber podido jamás vivir, ni pensar
en vivir, sino como poseído.


Extraido de "Van Gogh el suicidado por la sociedad"

enviado por: andrés pé
El vaso se llena mientras el paraguas resiste.
Hoy día, aquí mismo, no todo es tan desastroso y triste. Debo (o creo que es así –y como todo: en tono solemne-) explicar o describir sin defender aunque eso suceda, la situación de un acontecer en el que la cosa no tan solo comienza, si no que persiste. El persistir del comenzar que no termina.
“Una noche senté a la belleza en mis rodillas. Y la encontré amarga. Y la injurié. Yo me he armado contra la justicia. Yo me he fugado. ¡Oh brujas, oh miseria, odio, mi tesoro fue confiado a vosotros!” (a.r)
El video muestra gente que se sorprende pescando. Como si pescar no fuera esperar la sorpresa. El azafato olvida traer mi cerveza. Lo busco, pero se escabulle como avión entre las nubes. (lo veo). Y el pelado que me prestó esta tinta en lapicera de muy mala gana sobrelleva su suerte. Toma aspirinas del azafato y no confía en la muerte. Punto débil éste ultimo; cómo no confiar en la muerte, si es un estadio con brumas, de lo más seguro. Seguro seguro, no: acá me apuntan de los catalépticos y los suicidas, pero por suerte eso no es la muerte, sino la vida. La vida que construye desastres insostenibles y a la altura del piso (con la gravedad que le confiere) todo el peso resiste y qué, qué de qué: ¿Y mi cerveza? Aquí llegó, con espuma y todo, a temperatura justa y de algún modo en forma de despedida, como con las cosas únicas: vemos morir el instante en el llanto del momento siguiente. Instante éste, éste, éste, éste, ése no, aquél no: éste.

martes, 21 de julio de 2009

por suerte no es eterno
vos abrí la canilla que yo me mojo solo.
la medida es justa en cuanto cosa. perfección de la existencia pero la manipulación de la dosis le quita naturaleza.
el folklore es lo que toques, no te preocupes. la música es la que suena vos podes decidir o esperar sobre el asunto. lo mejor viene cuando el cinismo no asoma. la naturaleza deja acción, se asoma y la mágica resolución, que siempre sorprende, alucina a los bien parados; no hay que dejarse consumir por el consumo industrializado. de ultima la que queda es generar la practica desde la naturaleza de la acción, de ultima nadie murió por no fumar un pucho, comer pan o tomar vino. la consecuencia nociva de la vida misma que se construye en oposición al próximo paso: la muerte.

- ¿sabes lo que es el papel?
- no
- una acción mutante.

viernes, 17 de julio de 2009




huellas del fantasma
La canilla seca, la escritura sin registro, la lapicera con tinta y sin impresión del asunto. El realismo mágico lo permite todo aquí en Estonia. El teléfono no responde. el suceso impactaba pero no se procesaba. y esto que de delirio ya no tiene nada. es el fantasma, el que aparece en el vacio, desde la sombra. y además la memoria no se acordaba nada.
nos escondió los encendedores,

Trabajar en una pollería
-¿qué va a llevar?
-pollo
-¿Algo más?
-no, gracias.
-hasta luego.
-chau.

De lleno. A la locura. A la locura hay que agarrarla de lleno. En el medio. Toda. El punto en donde todo se conecta. Ahí. Así. De esta forma. De esa forma se agarra la locura. De lleno. En la manija. El punto. Todo en uno. Solo. Describe. Es. Fue. Será. Así. Infinito. Todo. Loco.
Y el loco sólo se iba por la cosa loca que lo encaminaba. Y el impulso solo lo movilizaba. Desataba. Iba. Acomodaba. Y la locura que se imponía de los hechos era

Los márgenes. Solo los márgenes configuran el cuadro.

Este sabado se repite la historia... me cuelgo el bajo otra vez, algunos tragos y arriba!

Hace un tiempo que venimos trabajando, ¿Para Que? algun dia lo podre contestar... o no.

Los mismo de siempre,ensayos, afiches, volantes entradas, que el telon, que las luces, que los trapos, que los vinos,que el humo, en fin.... Rock and Roll.

Gente?, los de siempre, alguno mas que se suma, los amigos... Lester? mmm Lester hace tiempo que no viene a vernos, ya ni me acuerdo cual fue la ultima cronica. La que si me acuerdo es la cronica que no fue. Una noche de esas lo cruce por ahi y me dijo que la tenia guardada. Eso fue la noche del cabezaso? mmm noo me parece que no! ja

Sabado 18/07

Colgados

Insurgente

viernes, 10 de julio de 2009

[ayer del cielo cayó pasto a borbotones]